COCEMFE Navarra

El día después del confinamiento… para las personas con discapacidad

COCEMFE Navarra y sus 18 asociaciones “se reinventan” en el confinamiento para atender a las personas con discapacidad, planificando el día después: “Pedimos al Gobierno de Navarra potocolos sanitarios y sociales para retomar la atención directa con seguridad lo antes posible”

Sin atención directa pero no sin atención. Las asociaciones navarras de la discapacidad “se reinventan” en el confinamiento para atender las necesidades de las personas sustituyendo la atención directa por “imaginación” y nuevas tecnologías, trabajando ya en el escenario que se van a encontrar el día después. “Demandamos a la Administración protocolos para retomar cuanto antes la atención directa social y sanitaria con seguridad y paliar la factura tanto física como psicológica que está dejando el confinamiento, principalmente en personas con enfermedades degenerativas”, indica COCEMFE Navarra, Federación de asociaciones de personas con discapacidad física y orgánica.

Videoconferencias, apps, jornadas virtuales, seguimientos telefónicos… son algunas de las herramientas que están utilizando en este confinamiento tanto COCEMFE Navarra como sus 18 entidades federadas, que incluso dejan hojas de ejercicios en los buzones para combatir la brecha digital presente en este grupo social. “Las necesidades no desaparecen por quedarse en casa y nuestra responsabilidad es acompañarles desde la distancia, continuando los servicios en áreas como autonomía personal, psicología, empleo, vida independiente, formación, sensibilización…”, explica Manuel Arellano, presidente de la federación.

De esta forma, ofrecen a las personas un abanico de posibilidades para “intentar que el confinamiento tenga el menor impacto posible en las personas con discapacidad”, si bien ya está dejando “una factura importante” tanto física como psicológica, principalmente en personas con patologías musculodegenerativas o neurodegenerativas, quienes necesitan una terapia continuada y en pacientes con síntomas predominantes como apatía o depresión”.

“El trabajo desplegado en casa está sirviendo a muchas personas para mantener su estado de salud física y mental, pero en casos como párkinson, esclerosis, ELA, alzhéimer…esto no es suficiente y necesitan poder acceder lo antes posible a las terapias presenciales”, explica Arellano, quien califica la atención directa como “la esencia del sector social”.

En este sentido, COCEMFE vislumbra el día después del confinamiento con optimismo y preocupación. “Optimismo porque vamos a retomar la atención directa, llenando las agendas de sesiones personales, jornadas, campañas… Pero al mismo tiempo, inquietud por el escenario al que se enfrentarán las personas con discapacidad y por la propia supervivencia de las asociaciones que les apoyan”, explica Arellano, todo un reto que «deben abordar de la mano administraciones y entidades»

6 APUESTAS PARA EL DÍA DESPUÉS

  1. Protocolos: «Las asociaciones demandan a las administraciones “protocolos sociosanitarios” para retomar la atención directa»
  2. Población infantil con discapacidad. “Necesitan apoyos en la vuelta al cole: actividades adaptadas,  más materiales, adaptación curricular y una atención individualizada, porque la escuela es mucho más que la adquisición de conceptos” 
  3. Factura de la crisis: “No podemos permitir que otra vez paguen la factura de esta crisis las personas con discapacidad, en forma de copago, destrucción de empleo, recorte de derechos y menos recursos para el tejido social”
  4. Estado del bienestar : «Esta pandemia nos ha servido para darnos cuenta de la importancia de un estado del bienestar cimentado, con buenos servicios de salud, educación o atención social”
  5. Cuidados: «Esta crisis ha visibilizado la importancia de los cuidados en todas las etapas de la vida, llevado a cabo en gran parte por mujeres y en condiciones precarias de contratación, siendo necesario en esta nueva normalizar dignificar este cuidado»
  6. Entidades sociales: La solución a la crisis no puede pasar por desmantelar el sector social sino lo contrario, las entidades sociales debemos tener garantizada la viabilidad económica a través  subvenciones, contratos o convenios, ya que hemos seguido prestando servicios pese al parón de las convocatorias de ayudas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir al contenido